viernes, 19 de diciembre de 2014

El Fantasma en la Tinta


El Fantasma en la Tinta

Soy poeta de los versos que mi mente delinea para mí 
sobre un tapiz desgastado por el tiempo.
Poseedor de vocablos perdidos que se entregan a la oscuridad que las habita. 
Soy el escritor que divaga entre lo real y lo imaginario. La ilusión y lo evidente.
Soy la pasión que te envuelve, cuando el viento deja que escuches aquellas voces atrapadas, sin tiempo.
Y en medio de ese caos, una señal en la distancia se transforma en el faro de mis deseos.
Entonces la magia sucede frente a mis ojos y conduzco ciego hasta ella. 

Y el lienzo comienza a bosquejar retratos vivos en un trazo que viene de lo profundo.
Y nace la primera línea que libera un sueño atrapado en el aire que nos rodea.
Ahora, las palabras aisladas encuentran su propio orden sobre el papel.
El fantasma en la tinta dicta las voces que serán escritas para testimonio de una voluntad única.
Solo la coherencia del relato puede más que la mano poseída que desnuda aquel corazón atormentado. 
Y entre alas vuelo hacia abajo, para hallarte dormida en aquel sueño que yo mismo compuse con tu mirada.

Y mientras levito sobre tu cuerpo, 
apoyo mis labios en los tuyos para que me dejes entrar.
Tu alma siente aquel fuego entre tus piernas
 y pronuncias mi nombre.
Yo soy el fantasma en la tinta. 
Aquel que te hace transitar por caminos olvidados. 
Entre sombras sin forma.
El que te dicta las palabras cuando tu corazón llora de angustia.

Nunca me extrañes. Porque siempre estoy cerca de ti. Aprendiendo a volar de tus sueños.
Fundido a tu cuerpo encendido en pasión. Metido bajo tu piel.
Y mis manos están tomándote, porque eres parte de mí.
Y el sonido de tu corazón, que late al ritmo de mis deseos, es mi satisfacción en un mundo agónico.
Entonces, tus manos escriben las palabras del silencio.

La tempestad encuentra asilo en tus pensamientos más profundos.
Y el lienzo es escrito entre lágrimas de recuerdos vacíos por el abismo que los condena.
El susurro de mil vientos galopantes que te inspiraron entre tétricas sombras sollozantes. 

Ahora, acabo sobre tu espalda aquella motivadora secreción que anhelabas.
Y tu néctar se hace agua en mis boca que solo es musa pura y fértil en mi.
Y mientras te pierdes en lo que plasmaste sobre el lienzo, algo de mí se queda en ti.
Algo que te hará regresar al blanco papel.
Porque soy tu fantasma en la tinta.
El que te seduce, tu excita y te ama

Mientras tú compones
Esa magia infinita
De tu alma.

                                           


                                                                                                                  por: Luis Sadra.


©*Todos los escritos de este blog están protegidos por derechos de autor. Esta prohibida su alteración e uso de los mismos sin hacer alusión al nombre del autor.




Esta permitida la difusión de los mismos en cualquier medio, teniendo en cuenta el paso anterior.
                                                             


-     .     -
/SUSCRÍBETE A ESTE BLOG.